Síguenos /
@culturaquito

Acto conmemorativo ‘Banderas rojas de Espejo’ se llevó a cabo en el Centro Histórico

La Secretaría de Cultura junto al Centro Cultural Metropolitano y el Museo Alberto Mena Caamaño, llevaron a cabo el acto conmemorativo ‘Las Banderas Rojas de Espejo’, en el atrio de la Iglesia de El Carmen Alto (calles García Moreno y Benalcázar) donde se dieron cita la primera vicealcaldesa Brith Vaca y el concejal Marco Collahuazo, Myrian Navas coordinadora  del Museo de ‘El Carmen Alto’, Lucrecia Cuichán, delegada de la  Secretaría de Educación, Francois Laso, director del Centro Cultural Metropolitano, Natasha Miño, promotora del proyecto, representante de la familia Miño, el grupo de teatro La Historia en Voces.

Juan Martín Cueva, secretario de cultura, manifestó que el gesto de Eugenio Espejo, en el proceso independentista, cobra mayor importancia al ser una iniciativa ciudadana del historiador y médico Reinaldo Miño y de su familia: “Me parece que el hecho de que se haya mantenido, haya sido acogido por el Centro Cultural Metropolitano y luego haya sido objeto de una ordenanza municipal, y que sigamos aquí conmemorando esta fecha, es una manera de situarnos frente a nuestra historia, entendiéndola en toda su complejidad” dijo el secretario.

Por otra parte, destacó que “al estar a las puertas de la celebración del bicentenario de la Batalla de Pichincha de 1822, se debe entender los procesos de liberación, de independencia, no solo como una mera acción militar, como hito glorioso, sin duda, heroico, pero que tiene sus raíces en la historia de las ideas, en la historia de los movimientos sociales, en la historia del pensamiento universal y cómo se va encarnando en cada una de nuestras sociedades. Este gesto inicial fue detonante de todo un proceso independentista que toma más de 30 años y que nos dio la independencia”, exclamó.

Por último, el secretario recalcó que “no siempre conmemorar las mismas fechas tienen el mismo significado, pues conmemorar esto después de casi dos años de pandemia en la que nuestra ciudad se ha visto paralizada, tiene mucho mayor relevancia cuando avizoramos ya la pospandemia. Debemos enfocar nuestros esfuerzos para que se vuelvan a ocupar los espacios, para que se vuelva la ciudadanía a apropiar del espacio público, y para esto vamos a poner, desde la Secretaría de Cultura, todos nuestros recursos, todos nuestros espacios, los museos, los centros culturales, los teatros, y espacios como este atrio que nos acoge hoy día”.

El día 21 de octubre de 1794 la ciudad de Quito amaneció con banderines rojos colocados en las cruces de las iglesias, que tenían frases alusivas a la libertad,  ‘Liberi esto, felicitatem et gloriam consecuunto’ y en el anverso: ‘Salva Cruce’ (Seamos libres, consigamos felicidad y gloria. Salve cruz), el gran aporte del ideólogo de este hecho, que fue Eugenio Espejo, figura en el repositorio de memoria del actual Centro Cultural Metropolitano, donde se encuentran sus estudios de filosofía de la Universidad San Gregorio Magno, cuando fue director de la Biblioteca Pública y como prisionero en el Cuartel Real.

Las ‘las banderas’ no fueron sino una más en la cadena de acciones con las que Espejo se había convertido en un individuo inquieto y subversivo a vista de las autoridades españolas y hoy es una clara manifestación pública y abierta de la búsqueda de libertad en pleno régimen colonial.

El grupo de teatro La Historia en Voces cerraron el evento al recorrer la calle García Moreno, desde el Atrio de la iglesia de El Carmen Alto, hasta el Museo Alberto Mena Caamaño.

Publicar un comentario